La naturaleza es de todas y todos, pero no tod@s decidimos cómo relacionarnos con ella.

Por eso, fomentamos la participación democrática de las personas en el diseño, implementación y evaluación de políticas públicas ambientales.

Y contribuimos a la transformación de las sociedades para vivir en armonía con la naturaleza a través de la sensibilización, comunicación y educación ambiental.